La Provincia
En Río Gallegos

Durmieron la siesta un mes: el Gobierno repudió el accionar policial abusivo y homofóbico denunciado por un joven

Lucrecia Vivanco, informó que avanzará en las actuaciones con la Secretaría de Estado de Derechos Humanos de la provincia, acompañar la denuncia penal.

El Gobierno de Santa Cruz repudió el accionar policial "por abuso y homofobia" en el marco del aislamiento por coronavirus, denunciado por un joven de Río Gallegos que dijo haber sido golpeado dentro de una comisaría, e inició una investigación interna para determinar la responsabilidad de los efectivos que participaron del hecho ocurrido el 1 de mayo último.

"En el marco del hecho denunciado el 1 de mayo por un joven oriundo de Río Gallegos por abuso y homofobia por parte de efectivos policiales, el Ministerio de Seguridad comunica que desde el ente gubernamental como así también de la Policía de Santa Cruz, se repudia este tipo de accionar", reza el comunicado del organismo.

La información agrega que, "por ello, se realizaron los sumarios correspondientes para todos los efectivos en cuestión", como también que "inmediatamente se dio intervención al Ministerio de Desarrollo Social para solventar gastos y contener al joven tras lo ocurrido".

La denuncia fue realizada por Jorge Astorga (27) quien dijo que el hecho ocurrió el 1 de mayo pasado cuando fue detenido por policías durante el aislamiento social decretado por el Gobierno nacional, y trasladado a la comisaría local.

Según contó, ese día acababa de salir de la casa de su madre, a quien cuidaba, y se trasladaba a su domicilio, en el barrio Evita de la capital provincial.

"Una Traffic de la Infantería de la Policía se detiene a mi lado y me cargan en el vehículo. Ante mi insistencia en por qué me llevaban, empezaron a reírse de cómo hablaba y a decirme trolo, maricón y cosas por el estilo. Me esposaron y luego me metieron en un lugar que era como el quincho de la comisaría sexta", dijo.

El joven aseguró que recordaba "los ojos de uno de los de infantería", que -relató- lo pateó en la cara, y "también de una mujer policía que cuando pasaba" le daba "patadas en las costillas" mientras "seguía esposado en el suelo, sin zapatillas y sin medias".

"Prepará la cola si te llevamos con los otros presos", afirmó que le dijeron los uniformados en relación a su condición sexual.

"Vos ves muchas películas", aseguró el denunciante que le dijo uno de los oficiales, cuando pidió hacer una llamada telefónica, que aparentemente no le fue permitida, y tras ser revisado "de lejos" por un médico policial, se fue a su casa, y al día siguiente recién pudo denunciar el hecho en la misma comisaría.

El joven formalizó este domingo la denuncia ante la delegación provincial del Inadi (Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo), cuya delegada, Lucrecia Vivanco, informó que avanzará en las actuaciones con la Secretaría de Estado de Derechos Humanos de la provincia, acompañar la denuncia penal.

"Desde el Ministerio de Seguridad en conjunto con la Policía de Santa Cruz se trabaja constantemente en capacitar permanentemente al personal en garantías constitucionales, Código de conducta para funcionarios encargados de hacer cumplir la ley, temática de género y Ley Micaela para que estas circunstancias no ocurran", concluyó el comunicado con el que el Gobierno provincial repudió el hecho.

Lectores: 833

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: